4 feb. 2009

Febrero

Entre tanto chou mediático causado por las decepciones del equipo económico del súper Presidente Obama (ya se le bajaron del barco Bill Richardson y Tom Daschle acusados de sospechosistas negocios con compañias privadas), y el tubazo que le propinó en la cara Alan Jara al sátrapa tropical que gobierna a su país, sugiriendo un reprobable arreglo entre su gobierno (respaldado por la CIA del súper Presidente Obama) y las FARC; además de otras notas nimias, como que la empresa para la que trabajo perdió cientos de millones de dólares, no había reparado en el hecho de que ha comenzado Febrero, mes de fiesta nacional por diversos motivos, entre ellos, la conmemoración del natalicio de uno de sus más grandes próceres en ciernes.
Ya lo he escrito en otras ocasiones, pero lo vuelvo a hacer, pa' los que no lo sepan: después de Diciembre, porque es un mes de excesos gastronómicos, dispendios económicos y aquelarres etílicos, Febrero es el otro mes del año que considero de mis preferidos.
Es un mes de transición entre el invierno y la primavera, así que sus días no son ni de frío ni calor. Pero eso sí, con mucho viento.
Es también un mes de muchas celebraciones, comenzando con la tamaliza del día de la Candelaria. Después viene la conmemoración cívica de la promulgación de nuestra Constitución, que parece pila de agua bendita (o trasero de puta) porque todo mundo le ha metido la mano.
Más después viene el único día abominable del mes, que es el 14 de Febrero, día en que la industria cultural del capitalismo (por muy insensiblemente socialista que eso pueda sonar), decidió celebrar al "amor" (que no existe) y a la amistad (que es escaza), desplazando a la celebración católica de Valentin de Milán -que a su vez desplazó a la celebración pagana de los Lupercales, la cual, dicho sea de paso, era medio macabra.
Pasado ése trago amargo en el transcurrir del calendario viene el día del Ejército y la Fuerza Aérea (19 de Febrero), que es un justo reconocimiento a toda la tropa que se la rifa por los pinches civiles descuidados e inconcientes, que se largan a vivir en las riveras de los ríos y costas en la temporada de huracanes, obligando a los pobres soldados a rescatarlos, darles albergue temporal y reconstruir -también temporalmente- sus casas, corrales y demás propiedades de alto riesgo inmobiliario.
Después viene el día de la bandera, que según la encuesta de un diario X de Perú o algún otro país tropical (sé que Perú no es un país tropical, pero es X, como el resto de Sudamérica, salvo Brasil, Chile y Argentina), es la más bonita del mundo. Y pus la neta y más allá del chovinismo simplon y arrabalero, sí está "por ahí" nuestra bandera, la enseña nacional, de la cual son nuestras notas su cántico marcial...
Y bueno, después del día de la bandera sigue una fecha que muy pronto será día de fiesta nacional, porque es la conmeración del nacimiento de uno de los mayores próceres intelectuales que ha dado este país de globos, bicicletas y avionciotos que se caen, al mundo de la cultura, sólo comparable con Juan Rulfo y Agustin Yáñez (Octavio Paz no, porque me cae gordo).
Ése día, como dice la letra de "Las Mañanitas" nacieron todas las flores y cantaron los ruiseñores. Ése día la patria, que había vivido en penumbras, vio la luz (pensaba escribir "crepúsculo", pero es una palabra que ha ultimas fechas se ha vuelto medio gay).
Pero en fin, es Febrero, el segundo mes del año y el primero del calendario chino, que este año está dedicado al buey, que quien sabe que chingados signifique, pero así es.
Feliz Febrero para todos.
P.S. Qué días tan feos han sido estos últimos: grises y fríos.
PS.2 Casi me muero de gripe, pero afortunadamente la doctora corazón me rescató desde la distancia de Saltillo; claro, después de haberme regañado por haberme echado unos tequilas con hielo el domingo por la tarde.

4 comentarios:

Mara Jiménez dijo...

Vitochas: Busqué tu correo para no balconearte en público, pero no lo encontré. La amistad no está "escaza", si no escasa.
Superada la neurosis ortográfica de la que escribe, te digo que te acompaño en el sentimiento del 14 de febrero, y que podríamos comprar hasrto chocolate ese día para hacer una estatua de un soldadito pa'l 24, a ver si derrite de miedo ante tanto martir militar que anda cayendo en manos de los narcos, o sea los malos que salieron de las coladeras, para acabar con nuestro pintoresco país de bandera tan rechula.

loto_negro dijo...

ahhh pues "sapo verde eres tu, sapo verde eres tu", o sea feliz próximo cumpleaños!!! ¿cuantas crisis económicas cuentas?

No sabes cuantísimo escozor me causa eso de la "bandera más bonita del mundo".

A ver si organizamos algo similar pero que nos resulte realmente honeroso, o que tengamos "5 minutos de fama mediática", mínimo para que valga el esfuerzo.

pero primero habrá que publicitar más este espacio para que se vuelva popular y así aprovechar para la organización del evento.

bueno por lo menos invita a la pachanga, ¿no?

VITOCHAS dijo...

Estimada Mara, tienes razón, la escasez convencional se escribe con S, pero en situaciones como la que padecemos, en la que hasta la amistad escasea, hay que hacer un énfasis la gramática, pa que la palabra pase de simple a derivada...

...sé que posiblemente pienses que esto me lo saqué de la manga para remediar mi pataninada, pero con la escazes sucede lo mismo con que lo tragiko, que se escribe con K pa que suene más trágico.

Como sea, al final son licencias de estilo que me permito y que hasta ahora pensé que nadie tomaba en cuenta. Pero ya vi que no.

En fin, gracias por la observación y por leerme.

Saludos
Víctor

VITOCHAS dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.