17 abr. 2008

Pobre imbécil

Tan estúpidas como desafortunadas fueron las declaraciones del Presidente de Colombia, Álvaro Uribe, vertidas ayer en una entrevista televisiva, en el marco del Foro Económico Mundial para América Latina.

Aldeano, prepotente e intolerante, el presidentito colombiano exhibió su profundo desconocimiento de la diplomacia al calificar, en suelo mexicano y frente al tibio y timorato Presidente Calderón, como terroristas, secuestradores, narcotraficantes y guerrilleros, a los estudiantes mexicanos asesinados por el Ejército de su país, durante la violenta incursión que realizó a territorio ecuatoriano, para asesinar a un alto mando de las FARC.


Peón y patrón; o el amo y su cachorrito.

Lejos de demostrar valor y arrojo político, el pequeño lugarteniente del stablishment norteamericano en Colombia, se mostró como lo que es: un pobre imbécil.

3 comentarios:

M.S dijo...

¡Qué bárbaro Doctor!

Luego no se queje de que lo tilden de insensible socialista, narcotraficante, guerrillero, terrorista y secuestrador.

Esta vez ya no lo defenderé.

Aunque no comparto su opinión del Presidente Uribe, pienso que sí fue muy desafortunada su declaración.




P.D ¿No habrá posibilidad de que le hable bien de mi a su amiga Carolina? No le hace que esté grandota y que hable con ese acento raro.

Anónimo dijo...

Esta vez mi querido amigo, debo reconocer que se te fué la mano; pues el simple hecho de que el señor presidente de Colombia, no piense u opine, ó comparta tus ideas, y depronto la de muchos compatriotas tuyos, de que los estudiantes estos que cayeron muertos junto con uno de los hombres más delincuentes del mundo, no eran sino eso, "simples estudiantes de la UNAM, que posiblemente estarían haciendo sus prácticas de grado en la selva ecuatoriana...".

No lo sé, pero Uribe podrá tener ante tu estima la peor calificación, pero aquí se le quiere mucho, y no precisamente por compartir ideas de Bush, ó por ser opositor de las FARC.

En cuanto a lo de estos estudiantes caídos en la selva, por qué no preguntarse cosas lógicas: ¿Qué hacían allí?, ¿Por qué el silencio de la persona que quedó viva?, ¿Acaso no sabían quien forros era Raúl Reyes?!!!... No digo que merecían la muerte, ni más faltaba, digamos que son: "Víctimas de una guerra que no les pertence a los mexicanos". Para no discutir, llamemoslos así... Sin embargo, mi querido amigo, El que anda entre la miel algo se le pega.

Por otro lado, frente a las acusaciones de tantos opositores a Uribe (No a las FARC, ni mucho menos a la guerra sino a Uribe), incluyendo a grandes como el presidente Correa, y a pequeños como tú, por que no hacerse inteiormente una pregunta mayor: ¿La guerra de guerrillas es solo Colombiana?... Si así fuera, ¿Por qué morirían mexicanos en selvas ecuatorianas junto con un ciudadano ecuatoriano, en el campamento del abatido Raulito?...

Para mi, la cosa es más profunda...

Ah!, espero que estes bien, hace mucho que no venía por acá, me alegra que no hayas perdido tu toque de "insensible socialista"... es más reconozco que lo has pulido!.

Un abrazo,

Paola

★..Fanny..★ dijo...

Bueno... nadie dijo que por estar metidos en la política deben ser los grandes genios, no??
Nunca falta el que mete el pie en el hoyo... sino mira a Bush, que ya ni pudo sacarlo de ahí